Vóley

Victoria superclásica en vóley: Boca derrotó a River por 3-1

En condición de visitante, las Guerreras vencieron a las Millonarias.

En una nueva fecha de la Liga Argentina Femenina, el microestadio del Monumental fue el escenario de la victoria de Boca Juniors ante River Plate en un nuevo superclásico de vóley, esta vez fue 3-1 con parciales 25-27; 25-18; 25-14 y 25-13. 

Las dirigidas por Lorena Góngora llegaron con puntaje perfecto producto de seis victorias, mientras que las de Eduardo Allona arrastraban tres encuentros ganados y dos perdidos, sumando la última derrota del Weekend pasado ante San Lorenzo.

Las Guerreras comenzaron con muchos errores, entregándole la mitad de los puntos a las Millonarias, pero luego pudieron meterse en partido a través de Agostina Beltramino por la punta delantera. En frente, el esquema táctico de las locales marcaba una gran intención ofensiva, y también a través de las puntas pudo salir rápidamente y buscar rotar cuando se perdía el saque; para eso fueron claves Agustina Campanella y Guadalupe Martín.

Una de las incorporaciones Xeneizes e histórica jugadora de Las Panteras, la opuesta Lucía Fresco ingresó para mejorar el bloqueo y así lo hizo; por primera vez en el partido, Boca pasaba al frente en el marcador. River no supo aprovechar el primer set ball, pero aún así se llevó el primer corto por 27-25 a través del contraataque de Daniela Gildenberger.


El segundo set comenzó al revés; con Boca presionando y obligando a las Millonarias a cometer errores en un partido que empezaba a picarse adentro de la cancha y afuera con el duelo de hinchadas. La templanza de las dirigidas por Góngora les permitió estar prendidas en el partido, a pesar de estar abajo en el marcador.

La figura de Martina Castro en la defensa y recepción Xeneize fue muy importante, porque cuando la pelota no le llegaba a la armadora, la líbero puso orden en el fondo. Un ace en el saque de Cosulich permitió que Boca se lleve el segundo set por 25-18, y empate el partido.

En el tercer set fue clave Julieta Holzmaisters, que a través del bloqueo limpio permitió que su equipo pueda jugar correctamente. Por eso, River busco usar las manos rivales en la primera defensa, pero no pudo descontar demasiado y las Guerreras seguían arriba.

Margaría ingresó para las locales, para aportarles frescura y aire nuevo, pero Boca no daba respiro y la diferencia, gracias a Chuchi Corbalán, era de ocho puntos. Nuevamente la libero Xeneize, Martina Castro le dio esa inyección de confianza que necesitaba el equipo y la defensa, si bien no era perfecta, no dejaba picar ni una pelota. Un error de River le dio el set a las Guerreras por 25-15, y dio vuelta el partido.


En el cuarto set, la diferencia fue abismal; las Guerreras estaban decididas a llevarse el partido, no aflojaron y si bien las de Góngora intentaban sacar adelante el partido, Boca fue letal. “¿Dónde quedó el Superclásico?», decía la entrenadora Millonaria en un tiempo técnico, y fue una inyección anímica para su equipo.

Aún así, las de Allona jugaron lo que restaba del partido con el cuchillo entre los dientes; los bloqueos fueron perfectos, y eso le dio tranquilidad al equipo a pesar que River intentaba encontrarse con su juego nuevamente.

El match ball de Boca se extendió hasta que Guadalupe Martín falló un saque del lado rival. Las Guerreras tuvieron una remontada impresionante, demostrando solidez grupal e individual. Dieron cuenta que esto sigue, y que están dispuestas a dejar todo en la cancha para que el equipo pueda seguir sumando y escalando en la tabla.

El camino de Boca en la Liga Argentina Femenina 2022 continuará este sábado a las 19:00 cuando se enfrente a Vélez Sarsfield, y el domingo cerrará el weekend ante Banco Provincia a la misma hora. Los dos partidos restantes también serán en el estadio de River Plate, y la entrada tiene un valor de $100.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba